domingo, 30 de diciembre de 2007

¡No quiero ser madre!





Si piensas que no tienes instinto maternal o que un hijo puede entorpecer tu relación con tu pareja, no te sientas culpable. La sociedad suele acusarnos silenciosamente si somos mujeres y libremente hemos decidido no ser madres. Pero hay razones de peso que apoyan esta actitud.


Hay que derribar un mito: los hijos no siempre unen a los padres y muchas veces suponen una fuente de estrés para la pareja, que acaba por no soportarlo.


Un hijo supone una serie de renuncias, que no todo el mundo tiene la madurez suficiente para soportarlo. Debes prescindir de todo lo que sea necesario para que el niño pueda crecer con cuidados y apoyo.

La maternidad es una elección y no todo el mundo está destinado a asumirla. Además, es una decisión irrevocable, por lo tanto se tiene que estar muy seguro de que realmente se desea.

Con un hijo se dispone de menos tiempo para dedicar a la pareja, a los hobbies, a la carrera profesional. Además del costo tan grande que supone para una familia.

Tienes todo el derecho a no ser madre, no te justifiques ni te sientas culpable.

Cada uno debe vivir su vida según sus criterios y sus metas.

Y, por último, diré que yo soy una feliz madre de tres hijos, pero totalmente comprensiva con las que han decidido no dar ese paso.



6 comentarios:

Marga dijo...

Muy interesante""
Tu articulo, realmente
demuestras, mucha madurez
en tu consejo.
Y creo que tienes toda
la razón, los hijos se deben
tener si realmente,
se desean de verdad,
pues los problemas que conllevan,
junto con las alegrías,hay que
desearlos de corazon, para no dudar
en esos malos momentos.
Y tampoco es la finalidad
en la vida. Aunque a mi
me hubiera encantado y lo
desee muchisímo,
pero tambien debemos aceptarlo
asi como nos viene la vida.
Un beso

María dijo...

Gracias guapa:)

Maria Laura dijo...

Te felicito es una excelente articulo, sobre todo por estas en la otra vereda y eso resulta extraño generalmente aquellas que han optado o no, pero de todas maneras son madres son las que más condenan a las mujeres que como yo por ahora decidimos no tener hijos por priorizar otros asuntos.
Siempre digo que quizás en algún momento me pueda arrepentir de esta decisión, pero soy a adulta y es lo que asumo.
Cariños
M.Laura

Vale dijo...

No se como llegué acá pero si, es todo cierto, yo no queria ser madre, alegaba los mismisimos puntos de vista, me parecia algo totalmente descabellado y agobiante....hasta que por vueltas de la vida me tocó, y ahora te digo que lo que te genera un hijo es inexplicable y no valen ni sobrinos ni nada para entenderlo. Es durisimo, criar un hijo es durisimo, pero le da sentido a la vida, y todo eso que uno piensa que va a perder y que le va a parecer terrible, se desvanece, extrañas cosas de la independencia, claro, pero son etapas de la vida y la verdad que es irremplazable por nada. Yo hubiera sido feliz igual sin niños, pero de lo que me hubiera perdido...nunca lo sabes hasta que lo tenes, pero hay que tomar el riesgo. Saludos

Paola dijo...

Gracias por tus palabras, me han ayudado mucho

Anónimo dijo...

Podes decir que ahora sabes lo q es tener un hijo pero no lo q es vivir sin ser madre,el sentido a tu vida q encontraste también puede hallarlo quien no se ha convertido en madre pues fue su decisión y es feliz así :)